Seleccionar página
Volveremos a brindar, quédate en casa.

La niña y su mamá

La niña no sabía reír, miraba todo a su alrededor. A veces miraba sin ver, pero con el corazón. Los días eran grises y apagados Como su mirar, de pena empañado. Miraba la niña pasear a otros niños de la manita de sus mamás. La pequeña no decía nada ya, solo miraba,...